La boda de Ceci

Todas nos acordamos de Ceci entrando por la puerta de la tienda con su melena rizada y que lo primero que nos dijo fue que quería un tocado porque había pensado en llevar el pelo suelto. Nos enseñó una foto del adorno de su vestido de Rosa Clará y los zapatos de Franjul e inmediatamente nos pusimos a mezclar.

_MG_2712

Mónica trenzó para ella un tocado con flores grandes blancas mezcladas con otras más pequeñas en tonos verdes y grises en un proceso laborioso que mereció la pena al ver lo feliz y lo guapa que estaba.

_MG_3364-copiaEsas mismas tonalidades fueron las que usamos para hacer el ramo mezclando eucalipto, rosas de jardín, cineraria marítimo…

_MG_3509-copia

La ceremonia fue en la Capilla del Rey Casto. La ceremonia fue muy emotiva y los novios estuvieron solos frente al altar. Colocamos delante de la verja dos copas con hortensias, claveles, aster… que daban un toque de luz y alegría.

_MG_3130-copia

_MG_3090-copia

_MG_3047-copia

_MG_8829-copia

_MG_4938-copia

_MG_3080-copia

La novia contó con una ayuda muy especial, la que le prestaron sus sobrinas que estaban muy ricas con unos vestidos grises y unas coronitas a juego con las de la novia.

_MG_3176-copia

_MG_3170-copia

_MG_3203-copia

En el Hotel de la Reconquista estaba todo preparado para recibir a los novios y a todos sus invitados con un aperitivo en el Patio de la Reina. Colocamos un bodegón en el centro en tonos blancos y verdes. El sol en el cielo no corrió de nuestra cuenta pero ayudo a que todo fuera más bonito y agradable.

_MG_5200-copia

_MG_5246-copia

_MG_9173-copia

El almuerzo fue en el Patio de los Gatos, un lugar precioso rodeado por un corredor y donde todos disfrutaron del menú elegido por los novios y de las sorpresas que tenían preparadas, flores incluidas.

_MG_3876-copia

_MG_3728-copia

_MG_5527-copia

_MG_5635-copia

El baile fue en la Capilla, uno de los rincones más bonitos que hay en Oviedo para celebrar una fiesta.

_MG_5687-copia

FOTOS: Oliveira

 

 

 

 

Autentica felicidad II

La alegría de la ceremonia se trasladó hasta la terraza, donde les esperaba un espectacular atardecer y un aperitivo del chef Nacho Manzano.

Gladys y Juan. Fotografía JFK 587

Gladys y Juan. Fotografía JFK 630

Paula diseñó una papelería con ramas para los distintos puestos, el protocolo de mesas y la cena. No pudo faltar la mesa de quesos ni la marinera, dos clásicos con los que Manzano acierta y los invitados disfrutan.

Gladys y Juan. Fotografía JFK 703

Gladys y Juan. Fotografía JFK 611

El protocolo de mesas estaba colocado bajo una sombrilla, entre flores. El viento soplaba fuerte y para evitar que volara la papelería atamos limones y naranjas que recogimos de la finca, logrando un resultado más colorido y vistoso de lo que teníamos previsto antes de llevarnos la sorpresa meteorológica de la jornada.

Gladys y Juan. Fotografía JFK 590

Gladys y Juan. Fotografía JFK 589

Gladys y Juan. Fotografía JFK 592

La cena fue en la carpa que estaba distribuida de una manera diferente a la habitual, empezando por una presidencia de veinte personas. El tamaño y la forma del resto de las mesas se eligieron en función de los grupos que se iban a sentar en ellas. Las sillas de bambú de Global Rent dieron el toque que nos faltaba para crear el escenario perfecto.

Gladys y Juan. Fotografía JFK 643

Gladys y Juan. Fotografía JFK 645

Para dar un ambiente más festivo colocamos en el techo luces de verbena, cestos y helechos. Abrimos los laterales para que el jardín se metiera dentro y colocamos dentro árboles que hacían sentir que estábamos fuera.

Mezclamos distintas mantelerías del catering de Manzano, verde, beige y uno estampado que combinaba ambos tonos. Las velas naranjas, los vasos de agua verdes y las flores en tonos vivos contribuyeron a dar esa inmensa alegría que querían trasmitir los novios.

Al caer la tarde, encendimos velas y luces para trasladarles a esas playas del sur que daban nombre a las mesas y donde tantos buenos momentos pasaron los protagonistas.

Gladys y Juan. Fotografía JFK 700

Gladys y Juan. Fotografía JFK 768

Gladys y Juan. Fotografía JFK 769

Gladys y Juan. Fotografía JFK 774

Gladys y Juan. Fotografía JFK 798

Para que los invitados pudieran dejar unas palabras a los novios, Paula de Living las bodas, diseñó un rincón con atrapa sueños para que así, no se escapara ninguno.

Gladys y Juan. Fotografía JFK 802

Gladys y Juan. Fotografía JFK 803

Si la boda fue una fiesta, la fiesta no os podéis imaginar lo que fue.

Gladys y Juan. Fotografía JFK 844

Fotos: JFK IMAGEN social

 

 

 

 

 

 

 

Una boda en Merida II

Al salir de la Iglesia, pusieron rumbo a La Albuera, una finca de caza que visitamos meses antes y en la que trabajamos cinco días seguidos. Fue un lujo transformar y decorar ese espacio, por el enclave y también por los dueños. Todo fueron facilidades y buenas caras. La finca estaba llena de posibilidades y había un equipo de muchas personas peleando para enseñar su mejor versión.

En la entrada colocamos un bodegón de bienvenida y marcamos el camino hacia el aperitivo, que estaba preparado en la terraza, con cientos de faroles.

MERIDA - 0026

MERIDA - 0030

MERIDA - 0300

El aperitivo, a la sombra de la arboleda, estaba lleno de detalles y sabor. Con el Catering Guadalquivir de Sevilla y la papelería e ideas de Paula y de Yula, montamos varios puestos: jamón, quesos, conservas y cervezas de distintos rincones del mundo.

Tuneamos un chiringuito de la finca para poner el puesto de bebidas y montamos una zona con mesas altas y bajas para que los invitados se relajaran y disfrutaran del momento.

MERIDA - 0245

MERIDA - 0240

MERIDA - 0259

MERIDA - 0268

MERIDA - 0221

MERIDA - 0181

MERIDA - 0227

MERIDA - 0010

La novia encargó unas coronas de flores de tela que colocamos en un puestecito para que las invitadas pudieran elegir la que más le gustaba y mejor iba con el look que llevaban.

MERIDA - 0018

En el centro de la terraza había una fuente, la llenamos con tinajas y cestos con flores y ramas para ambientar el protocolo de mesas.

MERIDA - 0006

MERIDA - 0005

MERIDA - 0228

Quisimos dar una sorpresa a la madre del novio que se había enamorado de una foto de un sitting que hicimos hace tiempo, y lo replicamos a la entrada del secadero de tabaco, que era el lugar que los novios habían elegido para la cena.

MERIDA - 0041

MERIDA - 0044

MERIDA - 0045

Siapro se encargó de que la falta de luz no solo no fuera un problema sino que diera pie a una iluminación espectacular con focos y bombillas.

MERIDA - 0324

MERIDA - 0345

Continuará…

Fotos: Cristina Cañibano

Una boda campestre

Las bodas en el campo tienen algo especial. La de  Ceci y Juan Pablo es una de las más bonitas que hemos hecho en los últimos años, la culpa fue de los novios, la familia, la localización, la época… todo sumó y el resultado fue increíble.

Si en unos meses cogemos cariño a los novios, imaginaros lo que ocurre cuando conocemos a la novia desde que nació. Ceci llevó las arras cuando se casó Bea, así que decorar su boda le hizo a ella, y por extensión a todas, una ilusión enorme.

El ramo de Ceci fue un regalo de los amigos del novio. Una creación totalmente silvestre y con el verde y el rosa como colores protagonistas. Llevaba nardos, olivo, rosas, cardos, frutos de septiembre…

Liven-Cecilia&JuanPablo-0670

Liven-Cecilia&JuanPablo-1154

Liven-Cecilia&JuanPablo-1775

La novia se vistió en la Raposera acompañada por su familia.  Su madre estaba muy elegante con un tocado de Marta Ybern  y un vestido de Isabel Nuñez que fue también diseñadora del vestido de novia.

Liven-Cecilia&JuanPablo-1449

Liven-Cecilia&JuanPablo-1988

Liven-Cecilia&JuanPablo-0911

Liven-Cecilia&JuanPablo-1277

La Capilla de Gobiendes fue el lugar elegido por los novios para darse el sí quiero. Pusimos una decoración en tonos verdes, a juego con el paisaje que la rodeaba. Tan fieles quisimos ser al entorno que colocamos árboles y ramas en el interior. El día estaba gris pero nadie se dio cuenta porque las flores rosas del altar y la sonrisa de la novia centraron todas las miradas.

Liven-Cecilia&JuanPablo-2096

Liven-Cecilia&JuanPablo-2074

Liven-Cecilia&JuanPablo-2034

Liven-Cecilia&JuanPablo-2081

Liven-Cecilia&JuanPablo-2395

Liven-Cecilia&JuanPablo-2644

Liven-Cecilia&JuanPablo-2746

Liven-Cecilia&JuanPablo-3707

La celebración fue a los pies del Sueve. Global Rent montó una carpa en una finca rodeada de manzanos, los mismos que inspiraron la papelería de la boda y que partió de una acuarela pintada por Adrián, abuelo de la novia, al que estaba muy unida, igual que con Chomin.

Liven-Cecilia&JuanPablo-4258

Liven-Cecilia&JuanPablo-3970

A la entrada de la carpa colocamos el protocolo de mesas para que los invitados encontraran su sitio. Había mesas de distintas formas y tamaños para poder sentar a todos los amigos juntos, no separar a los primos… y que los invitados disfrutaran lo máximo posible.

Liven-Cecilia&JuanPablo-4277

Liven-Cecilia&JuanPablo-4675

Liven-Cecilia&JuanPablo-4658

Liven-Cecilia&JuanPablo-4261

Las mesas redondas tenían manteles de dos tonos distintos de M viste tu mesa y en las rectangulares pusimos bajoplatos de la misma marca. Las mesas tenían nombre de vinos y  cada una tenía una botella de la bodega correspondiente. Fue idea de los novios y a nosotras nos pareció muy original.

Como la boda fue septiembre dejamos que el otoño se asomara en los brezos y compartiera espacio con otras flores en tonos más vivos.

Liven-Cecilia&JuanPablo-4251

Liven-Cecilia&JuanPablo-4206

Liven-Cecilia&JuanPablo-4169

Liven-Cecilia&JuanPablo-4184

Los novios disfrutaron de cada minuto y antes de que el Real Balneario terminara de servir el almuerzo ya habían empezado con el baile.

Liven-Cecilia&JuanPablo-5019

Liven-Cecilia&JuanPablo-5799

Liven-Cecilia&JuanPablo-5959

Al ser una boda de mañana había muchas pamelas, así que preparamos un espacio para poder dejarlas y disfrutar de la fiesta. El rincón se fue llenando al mismo ritmo que la pista de baile, amenizado por David Motilva.

Liven-Cecilia&JuanPablo-4208

Liven-Cecilia&JuanPablo-6709

El momento tal dulce que vivieron solo podía compararse con la mesa que preparó Petit Glace, con tartas y chucherías, dejando un sabor de boda inmejorable.

Liven-Cecilia&JuanPablo-7537

Fotos: Liven

Nunca igual

Lucia quería que su boda fuera igual de bonita que la de su hermana y a la vez, completamente diferente. El lugar y la época del año coincidían pero nada más.

Marcos Luengo diseñó para ella un vestido de líneas rectas y buscamos el contraste con el ramo de rosas de jardín, eucalipto y olivo.

02462151016

03412151016

Para la decoración de Santa María de la Corte nos centramos en tres zonas: la escalinata, el inicio del pasillo y el altar. Mezclamos hortensias blancas, esparraguera, paniculata…

03462151016

03442151016

04892151016

06532151016

05412151016

06972151016

08792151016

Los novios entraron  al Real Balneario Las Caldas por el jardín, acompañados por todos sus invitados y el sonido de gaitas y tambores.

11732151016

11852151016

En el salón de los espejos estaba preparado el aperitivo. Como había muchos invitados colocamos un bodegón en el centro con todos los platos que iban a degustar antes de sentarse a cenar.

11992151016

12002151016

13112151016

A Lucia le gustó tanto el protocolo de mesas de su hermana que nos pidió el mismo, pero le sorprendimos con algún detalle nuevo. La papelería era de Living las bodas.

13432151016

13452151016

13462151016

Si en la boda de Marta el color del brezo fue el protagonista, para Lucia buscamos otro tono típico del otoño. Trabajamos mano a mano con Siapro para crear una iluminación que bañara todo de naranja, creando un ambiente muy especial.

13772151016

13752151016

La mesa presidencial era de mayor tamaño que el resto y estaba cubierta por un mantel de Mvistetumesa color calabaza.

13862151016

13832151016

Las velas colocadas a distintas alturas y las luces de verbena daban un toque romántico y acogedor.

13812151016

13912151016

El salón de los espejos se convirtió en una discoteca. Entre sus paredes disfrutaron de un concierto y una fiesta inolvidable.

19452151016

20942151016

 

21402151016

22332151016

Las fotos son de nuestra querida Mercedes Blanco.

 

 

 

 

 

Pronto será otoño

Aunque el verano aún está presente, nosotras tenemos la cabeza puesta en el otoño y en todas las bodas que tendremos en los próximos meses. Para inaugurar esta nueva época del año hemos rescatado las fotos de una de las más bonitas que hicimos el año pasado por esta misma época y que nos llevó hasta Cantabria.

GORA Y AITOR ©jfkimagensocial

Gora vino a vernos con tiempo porque quería preparar su boda con calma, tenía muy claro lo qué quería y cuales iban a ser los proveedores que le iban a acompañar en un día tan especial y eso hizo que todo fuera más fácil.

Covadonga Plaza le diseñó un vestido con una falda de tul tan impresionante como la pedrería que empezaba en los hombros y terminaba en la espalda. El tono de ese adorno y del tocado de Le Touquet nos marcó el colorido del ramo en el que además de ponerle sus rosas favoritas, añadimos unas ramitas de eucalipto buscando el gris del bordado.

GORA Y AITOR ©jfkimagensocial

GORA Y AITOR ©jfkimagensocial

La Hostería Castañeda fue el lugar elegido por los novios para su boda, fuimos juntos a visitarlo y a planear como sería todo, empezando por la ceremonia civil que se celebraría en el bosque.

Nos pidieron mantener la estética del bosque así que apostamos por el color verde, hojas y  ramas. Mezclamos helechos, hiedra, paniculata… buscando el aire otoñado propio de la época. Un momento emotivo y muy romántico con los novios enmarcados en el arco y cientos de árboles arropando los bancos donde se sentaban los invitados.

GORA Y AITOR ©jfkimagensocial

GORA Y AITOR ©jfkimagensocial

GORA Y AITOR ©jfkimagensocial

GORA Y AITOR ©jfkimagensocial

GORA Y AITOR ©jfkimagensocial

Para el aperitivo hicimos centros con brezos a juego con el estampado de los manteles.

GORA Y AITOR ©jfkimagensocial

GORA Y AITOR ©jfkimagensocial

GORA Y AITOR ©jfkimagensocial

GORA Y AITOR ©jfkimagensocial

El protocolo de mesas con la papelería diseñada por de rosas y Baobabs lo colocamos a la entrada de la Hostería aunque realmente parecía que lo habíamos puesto a la entrada del bosque porque estaba rodeado de helechos, brezos, hiedras…

GORA Y AITOR ©jfkimagensocial

A la novia le encantan las velas, así que decidimos sorprenderla con cientos de ellas colocadas en vasitos, candelabros… al encenderlas todas daban una luz muy especial.

GORA Y AITOR ©jfkimagensocial

GORA Y AITOR ©jfkimagensocial

GORA Y AITOR ©jfkimagensocial

Con su brindis damos la bienvenida al otoño y a todo lo bueno que está por llegar.

GORA Y AITOR ©jfkimagensocial

Fotos: JFK Imagen social

La boda de Cristina

Hay novias que tienen algo especial y Cristina es una de ellas. Su forma de ser y estilo hacen que todo sea fácil y bonito.

Nos encantan las personas que encuentran en la boda el momento perfecto para ser ellas mismas y no cambian ni una coma. Sole Alonso le hizo un vestido con el que ella era, si cabe, todavía más ella.

Hicimos un ramo esbelto dejando a los nardos dar el toque de color y ese olor inconfundible tan maravilloso que tienen.

LIVEN-Cristina&Ciriaco-0928

LIVEN-Cristina&Ciriaco-1035

LIVEN-Cristina&Ciriaco-1049

La sonrisa fue la mejor joya que pudo elegir y es que no hay pendientes ni anillo que puedan deslumbrar tanto.

LIVEN-Cristina&Ciriaco-1147

LIVEN-Cristina&Ciriaco-1156

Sus hermanas le esperaban a la entrada de San Julián de Somió para colocarle el vestido. Dentro le esperaba, el novio acompañado de la madrina, los invitados y una persona muy querida: Monseñor Kike Figadero que ofició la ceremonia y con el que la novia compartió veranos de voluntariado en Camboya.

LIVEN-Cristina&Ciriaco-1256

LIVEN-Cristina&Ciriaco-1245

LIVEN-Cristina&Ciriaco-1941

LIVEN-Cristina&Ciriaco-2522

La celebración fue en el Palacio la Riega con buenas vistas y personas venidas de todos los lugares del mundo. Es emocionante juntar en un solo día a gente que has ido conociendo a lo largo de la vida y celebrar algo con todos a la vez.

LIVEN-Cristina&Ciriaco-2504

LIVEN-Cristina&Ciriaco-2381

LIVEN-Cristina&Ciriaco-2201

Igual que el ramo de la novia, en el interior todo era verde. Metimos árboles, colgamos lámparas llenas de enredaderas y encendimos muchas velas para crear una iluminación especial.

IMG_9051

IMG_9052

IMG_9053

Los centros de mesa, los vasos, las minutas…todo compartía un mismo color.

LIVEN-Cristina&Ciriaco-3631

LIVEN-Cristina&Ciriaco-3658

LIVEN-Cristina&Ciriaco-3667

LIVEN-Cristina&Ciriaco-4033

 

LIVEN-Cristina&Ciriaco-3775

Lo que no sabían una pareja de amigos y la hermana de Cristina era  que iban a compartir el ramo de novia. Nos pidió desde el principio que se lo dividiéramos en dos partes y eso hicimos, pero al atarlo con una cinta nadie se dio cuenta hasta el final.

LIVEN-Cristina&Ciriaco-4303

LIVEN-Cristina&Ciriaco-4355

LIVEN-Cristina&Ciriaco-4402

Tampoco hubo división entre esa noche y el día siguiente porque cuando quisieron darse cuenta, ya era por la mañana.

LIVEN-Cristina&Ciriaco-4607 - copia

LIVEN-Cristina&Ciriaco-4912 - copia

LIVEN-Cristina&Ciriaco-5055 - copia

Gracias a Liven por unas fotos tan bonitas, coincidir con ellos siempre es un placer.