La boda de Piluca

Quedan pocos días para que termine el invierno, empiece la primavera y con ella, la temporada de bodas. Pero hemos querido adelantarnos unos días y empezar a crear “ambiente” con la boda de Piluca.

El vestido de novia firmado por Covadonga Plaza tenía unos bordados artesanales en tonos plata, igual que la medalla de la Virgen de Covadonga que llevaba atada al ramo con una cinta de terciopelo.

image (5)

El ramo tenía un aire silvestre, con rosas blancas de tallos largos y flor de cera. Un ramo fresco que contrastaba con el vestido arquitectónico.

0005@PilucaCarreño2_0001

0014@PilucaCarreño_0094

0024@PilucaCarreño_0147

La ceremonia se celebró en la Capilla del Rey Casto. La entrada por el jardín inspiro una decoración en tonos blancos y verdes.

0127@PilucaCarreño_0512

0157@PilucaCarreño_0627

A la salida los invitados recibieron a los novios con pétalos y gritos de “viva los novios”.

0173@PilucaCarreño_0695

0421@PilucaCarreño2_0288

Después cruzaron la plaza hasta Rua Quince, un palacio en el corazón de la ciudad con un jardín desde el que se ve la torre de la catedral y al que se llega dando un paseo.

Como el aperitivo era en uno de los salones de arriba, pensamos en un bodegón al pie de las escaleras para recibir a los invitados.

0466@PilucaCarreño_1788

0468@PilucaCarreño_1806

Piluca nos trajo un espejo que tenía para ella un significado especial y escribimos allí el menú del aperitivo servido por Deloya. Para que no estuviera solo lo rodeamos de maceteros de plata y cristal.

0470@PilucaCarreño2_0345

El protocolo de mesas lo colocamos en el jardín, justo a la entrada de la carpa donde se sirvió la cena. El novio es un gran aficionado al surf y  el pintor asturiano Carlos Cobián cedió uno de sus cuadros para presidirlo. Las mesas llevaban el nombre de playas que ellos conocían bien.

0500@PilucaCarreño_1863

0471@PilucaCarreño_1816

0475@PilucaCarreño_1823

La cena se sirvió bajo un techo de luces que fueron cobrando protagonismo a medida que se hizo de noche.

0486@PilucaCarreño_1849

0486@PilucaCarreño_1849

0791@PilucaCarreño_2936

IMG-20150224-WA0000

El ramo de la novia fue para su hermana, que llevaba un tocado tan alegre como su vestido y como ese momento con el que hemos querido terminar este post.

0637@PilucaCarreño_2295

 

El reportaje fotográfico es de Click 10

 

I y II ENCUENTRO TELVA NOVIAS

Hace unos días se celebró en Madrid el II Encuentro de Novias Telva. Nosotras no pudimos ir físicamente, el fin de semana del 30-31 de mayo teníamos bodas y comuniones que decorar, pero no quisimos perder la oportunidad de acompañar a Covadonga Plaza que viajo a Madrid con sus vestidos y nuestras flores.

Durante las semanas previas hablamos del espacio que ocuparían dentro de los jardines de la Fundación Lázaro Galdiano y nos detallaron como iban a ser los vestidos para que pudiéramos empezar a trabajar.

Lo primero que nos contaron fue que en medio de su stand había un busto de piedra y que no querían taparlo sino integrarlo porque no dejaba de ser un elemento singular.

Se nos ocurrió darle otra vida a las guirnaldas con las que decoramos algunas bodas: enredarlas en aquella estatua. Usamos hiedra porque encajaba muy bien en el jardín y paniculata para mantener el blanco de los vestidos de novia.

0381@IIEncuentroTelva_0653

Click10

0389@IIEncuentroTelva_0664

Click10

Además les preparamos ramos para acompañar a los vestidos, todos tenían un porque y distintos estilos. Uno estaba creado especialmente para la falda que llevaba Emma toda llena de flores, la idea era el ramo no rompiera sino que formara parte de la falda, como si alguien hubiera arrancado unas cuentas y con ellas hiciera el ramo. Algo que se aprecia perfectamente en las fotos de Click10

0345@IIEncuentroTelva_0553 (FILEminimizer)

Click10

0364@IIEncuentroTelva2_0822 (FILEminimizer)

Click10

0375@IIEncuentroTelva_0630 (FILEminimizer)

Click10

También preparamos un ramo más grande y  despeinado inspirado en unos bordados que llevaba otro vestido y que acabo en manos de Emma. Es curioso cómo al cambiar el ramo, le da un aire totalmente diferente como bien queda reflejado por Natalia Ibarra.

Covadonga Plaza- Emma Baizan Comp-022IMG_1515-Editar

Natalia Ibarra

Covadonga Plaza- Emma Baizan Comp-043IMG_1545-Editar

Natalia Ibarra

Covadonga Plaza- Emma Baizan Comp-062IMG_1615-Editar

Natalia Ibarra

Preparar con Covadonga este evento nos hizo recordar el montaje del año pasado. Un evento en el que trabajamos codo con codo con De rosas y baobabs, Marta García-Conde, Deloya… y los demás miembros de Somos Norte y que quedo inmortalizado gracias a las fotos de Mercedes Blanco.

En esa ocasión la decoración servía de hilo conductor de los trabajos de cada miembro del equipo.

0157250514

Mercedes Blanco

0161250514

Mercedes Blanco

0265250514

Mercedes Blanco

0181250514

Mercedes Blanco

Con todo lo que nos han contado y el nivel de los profesionales que había este año, estamos deseando volver el año que viene.

Más que mil palabras

Cuando preparábamos el post sobre protocolos de mesa de la semana pasada nos vino a la cabeza esta boda y hemos querido recordarla hoy con vosotros.

Pero no adelantemos acontecimientos, empezamos por donde hay que empezar las cosas, por el principio para no perdernos nada.

Marina quería un ramo que fuera igual que su vestido de Navascués, blanco y vaporoso, así que pensamos en peonías, muguet y rosas buscando darle un aire elegante y ligero al mismo tiempo.

0058@Marinaurbon_0043

0119@Marinaurbon2_0036

La ceremonia se celebró en la Catedral de Oviedo, enmarcamos el pasillo con copas llenas de hortensias blancas y hiedra que terminaba en el altar decorado con flores de los mismos tonos que el ramo de la novia.

0265@Marinaurbon2_0080

Los niños de arras vestidos por Marta García-Conde llevaban unos trajes blancos con encajes antiguos y una cinta verde que nos sirvió de inspiración para la cesta y las coronitas. Acompañaron a la novia en su entrada y a los recién casados en la salida de la catedral bajo una lluvia de pétalos en un día soleado.

0314@Marinaurbon_0209

0337@Marinaurbon2_0116

0386@Marinaurbon2_0137

0504@Marinaurbon_0327

El hotel Reconquista fue el lugar elegido para una celebración que tenía una decoración con mucha historia, concretamente la suya.

En el centro del patio donde se servía el aperitivo se colocó, entre hortensias rosas, uno de los protocolos de mesas más entrañables que hemos preparado en los últimos años.

DSC_0086

IMG_1254

Había una lista donde los invitados buscaban su nombre con ayuda de unas azafatas, y tenían que coger un sobre dentro del jarrón con el número que les habían dado. Dentro había una foto que despertó la sonrisa y la intriga a partes iguales.

Otro de los emocionantes detalles que decoraban esta boda fue un biombo con fotos de las bodas de familia y amigos más íntimos. Un rincón que trajo sonrisas y lágrimas, de felicidad, a más de uno.

0860@Marinaurbon2_0437

Pero volviendo a lo de las fotos antiguas que tenían intrigados a los invitados y a vosotros también: ellos eligieron unas imágenes de distintos momentos de su vida para ilustrar las mesas. La foto que tenían en el sobre se correspondía con la imagen que se iban a encontrar al sentarse. Un bonito recuerdo para guardar en el álbum y en la memoria.

Todas las mesas tenían centros bajos, salvo el de la presidencial que era alto y estaba ubicada en el centro para que pudiese verse desde todos los ángulos. Utilizamos velas para crear un ambiente romántico y colores pistacho, rosas, blanco y malva que recordaban al verano, ya que estábamos en el mes de julio. Los números de las mesas estaban caligrafiados en color plata a juego con los distintos cacharritos y candelabros que las decoraban.

marina llaca (16)

0739@Marinaurbon2_0337

0734@Marinaurbon2_0332

DSC_0051

Ellos pensaron, y con razón, que una imagen valía más que mil palabras y por eso nosotras queremos despedir este post con una foto que saco click10 y que seguro que sus protagonistas guardan con mucho cariño.

0959@Marinaurbon_0548

También puedes leer más detalles de esta boda en el blog de la champanera: (pincha aquí)