La boda de Cristina

Hay novias que tienen algo especial y Cristina es una de ellas. Su forma de ser y estilo hacen que todo sea fácil y bonito.

Nos encantan las personas que encuentran en la boda el momento perfecto para ser ellas mismas y no cambian ni una coma. Sole Alonso le hizo un vestido con el que ella era, si cabe, todavía más ella.

Hicimos un ramo esbelto dejando a los nardos dar el toque de color y ese olor inconfundible tan maravilloso que tienen.

LIVEN-Cristina&Ciriaco-0928

LIVEN-Cristina&Ciriaco-1035

LIVEN-Cristina&Ciriaco-1049

La sonrisa fue la mejor joya que pudo elegir y es que no hay pendientes ni anillo que puedan deslumbrar tanto.

LIVEN-Cristina&Ciriaco-1147

LIVEN-Cristina&Ciriaco-1156

Sus hermanas le esperaban a la entrada de San Julián de Somió para colocarle el vestido. Dentro le esperaba, el novio acompañado de la madrina, los invitados y una persona muy querida: Monseñor Kike Figadero que ofició la ceremonia y con el que la novia compartió veranos de voluntariado en Camboya.

LIVEN-Cristina&Ciriaco-1256

LIVEN-Cristina&Ciriaco-1245

LIVEN-Cristina&Ciriaco-1941

LIVEN-Cristina&Ciriaco-2522

La celebración fue en el Palacio la Riega con buenas vistas y personas venidas de todos los lugares del mundo. Es emocionante juntar en un solo día a gente que has ido conociendo a lo largo de la vida y celebrar algo con todos a la vez.

LIVEN-Cristina&Ciriaco-2504

LIVEN-Cristina&Ciriaco-2381

LIVEN-Cristina&Ciriaco-2201

Igual que el ramo de la novia, en el interior todo era verde. Metimos árboles, colgamos lámparas llenas de enredaderas y encendimos muchas velas para crear una iluminación especial.

IMG_9051

IMG_9052

IMG_9053

Los centros de mesa, los vasos, las minutas…todo compartía un mismo color.

LIVEN-Cristina&Ciriaco-3631

LIVEN-Cristina&Ciriaco-3658

LIVEN-Cristina&Ciriaco-3667

LIVEN-Cristina&Ciriaco-4033

 

LIVEN-Cristina&Ciriaco-3775

Lo que no sabían una pareja de amigos y la hermana de Cristina era  que iban a compartir el ramo de novia. Nos pidió desde el principio que se lo dividiéramos en dos partes y eso hicimos, pero al atarlo con una cinta nadie se dio cuenta hasta el final.

LIVEN-Cristina&Ciriaco-4303

LIVEN-Cristina&Ciriaco-4355

LIVEN-Cristina&Ciriaco-4402

Tampoco hubo división entre esa noche y el día siguiente porque cuando quisieron darse cuenta, ya era por la mañana.

LIVEN-Cristina&Ciriaco-4607 - copia

LIVEN-Cristina&Ciriaco-4912 - copia

LIVEN-Cristina&Ciriaco-5055 - copia

Gracias a Liven por unas fotos tan bonitas, coincidir con ellos siempre es un placer.

Algo blanco y algo verde II

La semana pasada dejamos a los novios saliendo, ya convertidos en marido y mujer, de la capilla de Santa Ana. Ahora los encontramos intentando aterrizar y estrenando ese sueño cumplido en el que se despertaran cada día.

En el jardín principal les esperaban los invitados, con ganas de celebrar y de verles.

Mientras disfrutaban fuera, dentro se ultimaban los detalles de una cena muy especial. Un cuadro de Favila, del bosque que rodea al Palacio, encargado por el padre la novia, fue la inspiración para la puesta en escena. Jugamos con dos mantelerías de lino distintas de M Viste tu mesa: una en tono gris piedra y otra verde.

Queríamos que a nadie le diera pena tener que entrar dentro, así que reproducimos el colorido del jardín en los centros de mesa, creando un efecto espejo.

La mesa presidencial estaba en el centro del patio y era para doce personas. El resto de los invitados se sentarían alrededor o en la planta superior, desde la que se veía también la mesa de los novios.

La papelería de Living las bodas, las velas y los cacharritos completaban la decoración. Todo estaba listo, solo faltaba la llegada de los comensales que encontraron su sitio gracias a un protocolo que colocamos en la zona de la panera.

Todos los kilómetros que hicieron para venir hasta aquí se los deseamos nosotras de felicidad.

Fotos: Mercedes Blanco

Maçao

Todo empezó como empiezan las grandes historias de amor, por casualidad. Paula, de Living las bodas, y Marco, fotógrafo de M2 Visual Studio, coincidieron en varias bodas y pensaron en hacer algo desde cero; por eso surgió esta editorial. No querían que fuera una más de todas las que se hacen últimamente, querían algo distinto, verídico y argumentado.

Cuando nos preguntaron si queríamos participar la respuesta fue: Sí, claro que queremos. Querían mezclar lo clásico y lo moderno, el pasado con el futuro y hacerlos confluir en una historia llamada presente.

Para esta historia necesitaban personajes y los encontraron en un poeta y una niña bien que se va a Barcelona a estudiar Bellas Artes. Allí se conocen, seenamoran y vuelven a casa de ella para casarse.

Ella no vivía en un edificio sino en un palacio y, como en ningún sitio iba a sentirse más a gusto, decidieron celebrar allí la ceremonia. Para escenificar ese lugar se eligió el Palacio de Moutas.

maáao-040

Igual que en una boda se reúne a toda la gente que se quiere, en esta sesión se rodearon de profesionales con los que les encanta coincidir. Muchos asturianos y otros que vienen a Asturias y ya no quieren marcharse.

Bebas Closet vistió a nuestra novia, una novia que cambia ese algo azul por rosa y se corona con una creación de Marta Ybern a juego con los adornos del vestido.

maáao-067

maáao-070

Para ella, que es valiente y romántica, pensamos en un ramo muy verde con pequeños toques rosas. Un ramo que sólo llevaría alguien seguro de sí mismo.

maáao-078

Las velas ayudaron a iluminar el camino hacia el lugar donde se iba a celebrar la ceremonia, creando una atmosfera muy especial.

maáao-082

maáao-083

maáao-085

maáao-086

El novio se aferró a un libro para no dejarse llevar por los nervios. No quiso renunciar a ser él mismo en ningún momento, mucho menos el día de su boda.

maáao-063

En el patio todo estaba preparado y aunque nunca había estado así, teníaalgo que lo hacía muy reconocible: los muebles eran los de siempre pero colocados de otra manera. Es curioso pero por la ventana se veía lo mismo que se reflejaba dentro: plantas, color… todo coincidía. Nada había cambiado pero a la vez todo era distinto: más moderno, más joven y mira que otra cosa no tendrá, pero al Palacio de Moutas le sobran años.

maáao-088

maáao-089

thumbnail_maáao-092

thumbnail_maáao-091

El pasillo terminaba en un círculo trenzado, interminable como el amor que nunca acaba y que a la vez, empieza continuamente. Una nueva forma de escenificar una metáfora y de enmarcar lo más importante de la ceremonia.

maáao-097

maáao-098

maáao-108

maáao-104

En la misma mesa donde toda la vida se celebraron las cosas,  se celebró la boda. No había mantel pero sí otras muchas cosas que hacían que nadie lo echase de menos.

Y justo en el final se encuentra el propio principio, igual que en el circulo de la ceremonia: en estas fotos está el motivo que dio nombre a la sesión y que marcó el colorido del banquete: una vajilla de Maçao propiedad de la madre de Paula.

Basándonos en ella, buscamos adornos para una mesa imperial en la que no faltaba detalle: desde los bajoplatos y servilletas de Mvistetumesa hasta la papelería caligrafiada de Naranjas Chinas, pasando por velas de distintos tamaños, centros con distintas flores en un barroco bien entendido y que habla al futuro de tú a tú.

maáao-121

maáao-122

maáao-114

maáao-120

maáao-130

Un momento tan dulce solo podía escenificarse con una tarta de Capin Cake diferente y única en su especie: una obra de arte con sabor y flores.

maáao-126

Después, a la luz de las velas, sonaron palabras y nadie echó de menos la música.

maáao-141

maáao-136

Agradecimientos: En primer lugar a Paula y a Marco por imaginar y realizar un proyecto tan bonito y dejarnos formar parte.

A todos los compañeros de aventuras porque juntos todo es mejor: Al Palacio de Moutas por hacernos sentir como en casa, a Bebas Closet, Marta Ybern, Miss García Shoes, Capin CakeSoraya Martin Joyas, La Costa del Algodón, Peluquería Mary Huerta, Personal Shopper Asturias, Naranjas Chinas, Soloio Moda y M Viste tu mesa.

Gracias a los modelos Paula Adúriz y Fredy de Morais que fueron además de grandes profesionales, encantadores y soportaron las horas y el frío con una gran sonrisa.

También a los blogs que se han hecho eco y han logrado que se enterara gente de otros países de algo que sucedió en un rincón de Asturias:

Green Wedding Shoes

100 Layer Cake

All lovely party

 

 

 

 

Mayo es mes de comuniones

Mayo es un mes muy especial porque empiezan las bodas y las comuniones. La tienda se llena de novias y también de niñas y esa mezcla nos encanta porque todas se preparan para vivir un momento importante. Pero hoy las protagonistas son las más pequeñas y a ellas les dedicamos este post.

 

Las niñas vienen acompañadas de sus madres y juntas eligen los detalles. Nos encanta como describen sus vestidos o nos cuentan los colores que le gustan y sus flores favoritas. Verlas mirarse en el espejo es uno de nuestros momentos favoritos junto con ese instante en el que recogen el tocado de flores que les ha hecho Mónica y lo ven terminado. Suele ser unos días antes de su primera comunión y están nerviosas.

thumbnail_IMG_7930

Las hermanas también quieren participar y están muy atentas a todo lo que hablamos los mayores. Muchas llevan una coronita o un prendedor de flores para verse muy guapas ese día.

thumbnail_IMG_7929

thumbnail_IMG_7928

Mama Glorietus

Nos gusta mucho decorar la celebración de las comuniones porque nos parece un evento entrañable y lleno de significado. Tratamos siempre de hacer cosas sencillas y alegres. No es una boda pero tampoco es un día normal.

El colorido de los manteles de Mvistetumesa es uno de nuestros aliados para decorar los salones tanto de restaurantes como de casas particulares.

IMG-20160522-WA0003

IMG-20150424-WA0011

IMG-20160522-WA0022

Nos gusta también incorporar espigas a la decoración, por el significado que tienen.

IMG-20150509-WA0005

IMG-20150509-WA0009

Es sin duda un día muy especial que ellas recordaran con una sonrisa y nosotros con fotos como las que nos llegan al correo en semanas como esta.

2e0da80da02b2e380fcc7a9c3d4603cd

11052016-DSC_6081

IMG_9823

IMG-20161001-WA0002

13268460_10209870319064808_1532965187022755423_o

IMG_2870

Un jardín interior.

Aunque tenemos las manos frías por culpa del invierno, la cabeza la tenemos puesta en primavera y en todas las bodas que vendrán con el buen tiempo. Quizás por eso elegimos para esta semana la boda de Teresa y Eduardo.

Julio de Peluquería Suárez  aparte de ser un artista peinando es siempre un encanto, fue quien le hablo de nosotras a la madre del novio. Gracias a esa recomendación y a que la novia  nos conocía de trabajos anteriores, vinieron a vernos y surgió uno de los montajes más especiales de los que hicimos el año pasado.

Fue el mismo Julio quien dio la vuelta a un tocado de Le Touquet y eso nos inspiró un ramo en tonos salmón y blancos con rosas de jardín, peonias y astrantia.

El ramo y el tocado acompañaban al vestido de Jesús Peiró que eligió la novia y con el que estaba impresionante.

davidfernandez-teresayeduardo-410

davidfernandez-teresayeduardo-163

davidfernandez-teresayeduardo-196

La Iglesia de San Pedro, tan emblemática y conocida en Gijón fue el lugar elegido por los novios para darse el “sí quiero”. A la entrada colocamos dos centros altos con hortensias blancas y verdes. Flores y colorido que mantuvimos en las dos torres que colocamos detrás del altar.

davidfernandez-teresayeduardo-169

davidfernandez-teresayeduardo-231

davidfernandez-teresayeduardo-225

Los adornos de la entrada son una forma de dar la bienvenida a los invitados y un fondo precioso para las primeras fotos de los novios ya convertidos en marido y mujer.

davidfernandez-teresayeduardo-327

davidfernandez-teresayeduardo-345

Después de recibir piropos y abrazos se fueron a hacer unas fotos acompañados por David Fernández y acabaron delante de unas hortensias en el jardín de los abuelos del novio.

davidfernandez-teresayeduardo-369

davidfernandez-teresayeduardo-382

davidfernandez-teresayeduardo-419

Somió Park fue un lugar en el que pensamos mucho los meses previos a esta boda y al que le estamos muy agradecidos por lo fácil que nos pusieron trabajar y las infinitas posibilidades que tiene.

Los novios querían celebrar su boda en un jardín cubierto. Con esa premisa y la libertad que nos dieron, diseñamos un invernadero muy especial.

davidfernandez-teresayeduardo-572

Llenamos la entrada de hortensias y faroles. Queríamos que la gente pudiera ver desde fuera un poco de todo lo que iban a encontrarse dentro.

El aperitivo fue en uno de los jardines, amenizado por un grupo de Jazz y un tiempo muy agradable.

davidfernandez-teresayeduardo-549

davidfernandez-teresayeduardo-467

Para el protocolo de mesas, nos adelantamos al color que acaba de anunciar pantone como el color del año. Las mesas tenían nombre de barrios emblemáticos de Nueva York, ciudad donde viven los novios, acompañadas por acuarelas originales del artista gijonés Nacho Torra, un buen amigo de la pareja. Lo enmarcamos entre hortensias, helechos, ramas, hojas…todo verde.

el-verde-follaje-color-del-ano-2017-segun-pantone_19641_w620

davidfernandez-teresayeduardo-443

davidfernandez-teresayeduardo-444

Ahora viene nuestra parte favorita, en la que pusimos todo nuestro trabajo e ilusión: los salones. Empezamos desmontando cortinas y visillos para dejar que los arboles del jardín entraran dentro y dar mayor sensación de amplitud. Llenamos el techo con verde para que, miraran donde miraran, vieran naturaleza por todas partes.

DavidFernández-TeresayEduardo-466.jpg

Encendimos todas las luces que nos encontramos y cientos de velas que colocamos en las mesas y rincones.

Para juntar los dos salones, además de quitar las puertas que los separaban, pensamos en una mesa que unía al primer invitado con el último, al del norte con el del sur, al mayor con el más pequeño y no era otra que la mesa presidencial.

La vestimos con un mantel diferente al resto, todos de Mviste tu mesa, que también trajo unos bajoplatos plateados. Las flores fueron rosas blancas, las favoritas de la madre del novio y pusimos un poquito de ese verde protagonista, en cada mesa.

davidfernandez-teresayeduardo-573davidfernandez-teresayeduardo-471

davidfernandez-teresayeduardo-480

davidfernandez-teresayeduardo-495

Los invitados se llevaron una gran sorpresa al entrar y eso que todavía quedaban muchas cosas por pasar.

davidfernandez-teresayeduardo-575

davidfernandez-teresayeduardo-576

davidfernandez-teresayeduardo-596

davidfernandez-teresayeduardo-633

Los novios querían celebrar y no hay mejor manera de hacerlo que con una fiesta. Para eso hicimos con ayuda de Siapro, que creó una iluminación espectacular, una zona muy especial.

Un escenario entre dos barras en el fondo del salón, así todo el mundo, bailara o no, estaría disfrutando del ambiente.

davidfernandez-teresayeduardo-505

A ese escenario se subieron sus amigos, Thrid Floor, que protagonizaron uno de los momentos más memorables de la boda.

davidfernandez-teresayeduardo-698

davidfernandez-teresayeduardo-682

davidfernandez-teresayeduardo-691

Después llegaron Las Chicas de la Habana, regalo sorpresa para los novios del hermano del novio, que hicieron bailar con ritmos cubanos a todos los allí presentes.

davidfernandez-teresayeduardo-670

Las luces se apagaron pero las velas y las ganas de bailar siguieron toda la noche…

 

 

 

 

 

 

 

Cenar en un viñedo

Patricia empezó siendo una novia y acabó convirtiéndose en una compañera de trabajo. Cada vez que nos llama por teléfono le decimos que sí antes de que nos cuente lo que quiere proponernos.  Sabemos que será una buena idea y el post de hoy es una prueba de que no nos equivocamos.

0008130916

Patricia quería quitar la pantalla que separa a muchas personas de la ciudad, juntarlas y hacer que pasaran un buen rato juntas. Y que mejor manera de hacerlo que con vino. Fue en un reservado de la taberna Lo Nuestro y con una profesora de excepción: Carmen de G de Gastronomía.

0036130916

Patricia nos contó la idea que tenía en la cabeza y no tardamos  encontrar la manera de hacerlo. La mesa imperial se prestaba a muchas cosas. Quisimos jugar con una estructura de madera y recrear de alguna manera el momento de la vendimia.

0041130916

0011130916

El centro de mesa la ocupaba casi entera. La llenamos de hiedra, esparraguera, helechos, brezos, hipericum…

Patricia quería que el cristal fuera protagonista y se lo dimos con pequeños jarrones y portavelas. También en las botellas de vino que  pedimos en la taberna.

0018130916

0019130916

La papelería la diseñó ella y la presentó atada junto a la servilleta con un cordoncito en el mismo color que las uvas.

0020130916

0015130916

Pronto la mesa se llenó de gente y de conversaciones.  La cata despertó la curiosidad y también los sentidos.

0121130916

0158130916

Todas se fueron a casa habiendo aprendido algo y pasado un buen rato. Y nosotras felices por ver las fotos de Mercedes Blanco.

0186130916

Una boda en Hawaii

La boda de Aida y Pablo ha sido una de las más divertidas de la temporada y ni el frío ha podido convencernos de que esperáramos al buen tiempo para enseñaros las fotos.

Cuando ellos vinieron a vernos y nos contaron la idea que tenían en la cabeza, nos encanto. Trasladar Hawaii a la Riega nos parecía un reto apasionante y el motivo precioso: ellos se habían casado allí solos y querían volver a vivir ese momento rodeados de familiares y amigos.

En la invitación hablaban de una boda pero en realidad la gente iba a asistir a un viaje…un viaje inolvidable. En la maleta solo hacía falta llevar ropa de fiesta y ganas de pasarlo bien.

La novia nos pidió un ramo de peonias y olivo. Quería algo sencillo como su vestido y que hiciera juego con el tocado que le había hecho Cristina Pascual.

aida-y-pablo-jfkimagensocial6

Al aterrizar allí los invitados estaban desconcertados: el trayecto había sido corto pero habían llegado muy lejos.

aida-y-pablo-jfkimagensocial14

Para la ceremonia nos habían pedido un arco de flores. Ambientamos el espacio con hojas de monstera, palmito, flores de acanto, peonias… El pasillo lo llenamos de pétalos, velas y flores.

 

aida-y-pablo-jfkimagensocial7

aida-y-pablo-jfkimagensocial9

aida-y-pablo-jfkimagensocial13

aida-y-pablo-jfkimagensocial11

aida-y-pablo-jfkimagensocial16

La ceremonia oficiada por Javi de Liebling fue emocionante y divertida. Fue volver a esa playa donde se habían dicho sí pero esta vez con toda la gente que no podía faltar.

aida-y-pablo-jfkimagensocial17

aida-y-pablo-jfkimagensocial18

Al final se intercambiaron Leis que son los collares hawaiianos y que nosotras preparamos para la ocasión.

aida-y-pablo-jfkimagensocial20

aida-y-pablo-jfkimagensocial21

Aunque el día era muy soleado, como es típico en Hawaii a la salida se vieron sorprendidos por una lluvia…de olivo.

aida-y-pablo-jfkimagensocial10

aida-y-pablo-jfkimagensocial37

aida-y-pablo-jfkimagensocial39

La celebración fue tipo Cocktail. Colocamos un bodegón de bienvenida, palmeras incluidas y que por un momento nos hizo dudar de si estábamos de vacaciones o trabajando.

aida-y-pablo-jfkimagensocial31

aida-y-pablo-jfkimagensocial41

Y como en casa del herrero no siempre hay cuchillos de palo, ellos quisieron poner el toque de su proyecto Rawcoco que muchos conoceréis en Gijón.

aida-y-pablo-jfkimagensocial28

aida-y-pablo-jfkimagensocial29

aida-y-pablo-jfkimagensocial32

aida-y-pablo-jfkimagensocial27

La papelería de Living las bodas daba ese toque exótico que pedían los novios y que tanto gustó a los invitados.

aida-y-pablo-jfkimagensocial30

El chiringuito de tabaco de Living las bodas no tenía nada que envidiar a los que se pueden encontrar paseando por la isla.

aida-y-pablo-jfkimagensocial42

aida-y-pablo-jfkimagensocial33

Se hizo de noche y también la luz gracias a cientos de bombillas que iluminaron el cielo de su particular paraíso.

aida-y-pablo-jfkimagensocial43

aida-y-pablo-jfkimagensocial44

Si la boda había sido diferente, la fiesta no podía ser menos. Nos pusimos manos a la obra y transformamos la carpa en una zona disco para que los invitados siguieran la fiesta.

thumbnail_imagen-1

Las fotos son de Jfk con los que hemos coincidido varias veces este año y siempre es un placer. La coordinación corrió a cargo de Wednesday WP que lograron que todo saliera perfecto.